Razones por las que un gato no debe salir de casa

Los gatos son criaturas independientes, y a veces “buscan un poco de libertad” o aventura intentando salir a la calle.

En algunos casos el gato volverá en seguida a casa y no se atreverá a salir, y en otros el felino vagará libre por las calles.

Muchos dueños permiten esto último, sin supervisión, sin saber que es un acto irresponsable que no beneficiará a su mascota en absoluto.

Un gato doméstico no está preparado para pasear por zonas urbanas.

Enfermedades contagiosas

Los gatos, en sus paseos, pueden ser contagiados con enfermedades como el SIDA felino, que es incurable y no tiene vacuna.

Depredadores

Tu mascota se podría ver envuelta en un duelo con otros animales y salir herida de gravedad.

También existen humanos que se dedican a maltratas a los animales.

Se han registrado casos de propietarios que encontraron a su mascota, tras salir a la calle, llena de quemaduras o signos de maltrato.

Hay personas que se dedican a secuestrar animales domésticos que se encuentran en la calle, para venderlos a a laboratorios o a entrenadores para peleas.

¿Cómo evitar que tu gato salga a la calle?

 

Lo primero es negarle siempre la salida, para que no se acostumbre a ello.

Lo segundo es proporcionarle una mejor zona de juegos.

El hecho de estar encerrados en una casa los protege de todos los peligros del exterior, pero no es bueno que se sientan aburridos.

Disponer de vistas a una ventana también ayuda, para ellos es su mejor entretenimiento.

Otra opción, en caso de que tu mascota aún sea un cachorro, es enseñarle a salir a pasear con correa.

Puede sonar un poco extraño el hecho de hacer pasear a tu gato como a un perro, pero de esta forma tú estarás a su lado protegiéndolo de cualquier peligro.

 

Esperamos que este artículo os haya ayudado a saber por qué no se debe dejar salir a un gato fuera de casa.

Gato Cosmico

Autor: Gato Cosmico

Amante de los animales, rescatista a medio tiempo, voluntario en jornadas de esterilización y actor porno frustrado.